América

Día 7: ¡¡¡A Utila las maletas!!!

04 Mar-19

Itinerario: Roatán – Utila.

Bloguito! Qué feliz he sido estos últimos días!, pero bueno Tío —léase con acento español, se me ha pegado de mis roommates madrileñas—. ¡Cómo no serlo!, estoy en Roatán 🤔. Y pasa que, no me refiero a una felicidad pasajera, ni superficial, ni mucho menos material. Me refiero a esa felicidad cuando el corazón se siente llenito y pleno de amor ❤️, esa felicidad que resulta de: los colores del atardecer, probar un nuevo sabor, oler una nueva esencia, sentir como el sol quema la piel, esa felicidad por conocer personas y culturas diferentes, y a pesar que hay cosas que no comparto, las respeto. Todo es aprendizaje, tolerancia, empatía y ganancia ¡QUE BONITA ES ESTA VIDA!

A pesar que, no me hospedé en un resort frente al mar, no comí en los mejores restaurantes, no estuve tomando margaritas en la playa todo el día —mi cuerpo decía sí, pero mi bolsillo decía no— me voy de esta isla con una tremenda sonrisa en el rostro, con el recuerdo del color transparente del mar, el sabor de esa baleada de la gasolinera de la esquina, la simpatía de la señora que la prepara, la calidez de su gente, las sonrisas sólo porque sí, el ¨buenos días¨ de todas las personas que me cruzaba en el camino hacia la playa, los días de buceo con Vivi, mis nuevos amigos de la zona —¿Los volveré a ver alguna vez en mi vida?—. Puede ser que no…. puede ser que sí, sólo el tiempo lo dirá, pero nuestros caminos, por pequeños que fueron, tuvieron un por qué

Lo pequeño que es el mundo de encontrarme con Chalo y Eve, y con muchas ganas de seguir escribiendo historias y conociendo personas. —incluso en este momento escribiendo el relato meses después, esa felicidad sigue intacta.

¨Llegué sola con mi mochila y me voy acompañada de vivencias, historias y nuevos amigos¨

🤗 🤩

Monruial

Ahora rumbo a un nuevo destino…… UTILA 👌🏽 🏝

Durante mis últimos meses en Chile, activé el perfil de couchsurfing, plataforma de la cual soy miembro desde el año 2014 pero nunca la había utilizado, en esos meses tuve el agrado de recibir en mi depto a varios surfers de distintas nacionalidades, argentinos, españoles, brasileños y un australiano/pakistani. Con algunos de ellos tuve la oportunidad de compartir más tiempo después del trabajo que con otros: un asado, un rico vinito en la noche, intercambio de recetas, largas conversaciones, así como, diferentes formas de pensar y de vivir la vida.

El australiano/pakistani que recibí se llama Zack, este tipo es todo un personaje, es muy divertido, extrovertido, respetuoso, con miles de historias que contar y bueno para hablar, muy bueno para hablar, en realidad cuando conversábamos, yo solo escuchaba, mientras él hacía su monólogo 😂 , creo que incluso habla hasta con la sombra, recuerdo una noche que llegué muy cansada del trabajo y él me estaba esperando para conversar, yo sólo quería dormir, así que fingí demencia y en cuanto entré a mi casa, me despedí para ir a dormir 😜. Algo loco, bueno, en realidad bastante loco, pero un loco lindo y de buenos sentimientos. Lleva viajando desde enero del 2016 hasta la fecha, con una forma muy peculiar de vivir la vida, su perfil de instagram es bordersjunkie en caso que quieran seguir sus aventuras 😜

Cuando recibí su solicitud de estadía, fue sólo por 4 noches, al segundo día encontró un pasaje para viajar a Isla de Pascua por una semana, me preguntó si podía dejar la mochila grande en mi casa para llevar sólo lo necesario a la isla y obvio que no tuve ningún problema. A su regreso de Isla de Pascua yo tenia un viaje programado, así que lo dejé cuidando mi hogar por unos días mientras yo regresaba. Y es así como una estadía de 4 días inicialmente, se convirtió en casi dos semanas y hasta el día de hoy seguimos manteniendo contacto, puedo decir, que es una de esas personas lindas/locas que el universo te pone en el camino, aunque sea para que practiquen su monólogo 🤣.

En alguna de nuestras conversaciones le mencioné este viaje a centroamérica, y mi pasión por el buceo, me dió muchísimos tips ya que venía de los mismos lugares a los que yo tengo pensado ir. —Tienes que ir a Utila, te va a encantar —me dijo con absoluta convicción. —¿¡Utila!? 😳 ¿dónde queda? ¡no lo he escuchado jamás! —En Honduras —responde con cara de asombro por mi ignorancia geográfica con respecto a Utila 🤷🏼‍♀️ —te contactaré con mi amigo Josh para que vayas a su centro de buceo—.

Y es así como hoy voy camino a Utila, después de hacer algo de research y darme cuenta que es un paraíso de buceo, rumbo a Paradise Divers, el centro de buceo de Josh, el amigo de mi amigo Zack, para embarcarme en esta nueva aventura hacia la isla que Zack prometió, me va a encantar.

Y es por esto, que cada día me convenzo más que las casualidades no existen, todo tiene una razón de ser. Al igual que las personas con las que nos topamos en el camino de la vida, —ya sea un encuentro casual, unos minutos, horas, días, meses o años— tienen un propósito, una enseñanza o un aprendizaje.

Utila Dream

El ferry Utila dream sale a las 2:00pm del muelle de cabotaje de Coxen Hole —puerto diferente al ferry del trayecto La Ceiba – Roatán—. El Ferry es grande, cómodo, limpio, de dos pisos, con una vista panorámica desde la cubierta.

Tras abordar me pongo cómoda en mi asiento, antes de zarpar, pasa una señorita repartiendo bolsas de basura a todos los pasajeros —me alegra que mantengan limpio el ferry—. Diez minutos más tarde comprendo para qué son las bolsas de basura, para mantener los almuerzos de las personas en un solo lugar después de ser expulsados en forma líquida, mezclados con jugos gástricos!!!. El viaje de La Ceiba a Roatán fue un chiste en comparación al movimiento de este ferry 🤢, será la marea, el tamaño del barco, o simplemente es así siempre y somos nosotros los que no estamos acostumbrados a la marea. Para mi suerte, la facilidad de quedarme dormida en ocasiones como ésta, juega a mi favor, y al cerrar los ojos me desconecto de la cumbia que bailamos en el mar.

Alrededor de una hora más tarde con el almuerzo intacto en mi estómago, me despierta un bocinazo que anuncia la llegada al muelle de Utila. Un muelle mucho más pequeño y simple que el de Roatán. No hace tanto calor o ¿acaso serán los nervios que me ha bajado la temperatura corporal?, esa adrenalina ante lo desconocido, y la emoción de llegar a un lugar nuevo, se me acelera el corazón y la respiración. Desde el ferry puedo ver el centro de buceo 😎, no he llegado y ya me siento como en casa.

Al bajar del ferry, localizo mi mochila, media docena de tuk tuk —taxis de tres ruedas— me reciben, no hay taxis convencionales, pero por hoy caminaré, estoy muy cerca 🏃‍♀️.

Primera Impresión

Si el amor a primera vista existe, debe ser algo muy parecido a lo que estoy sintiendo en este momento 😍. Enamorada de las bicicletas como medio de transporte, los turistas, las personas caminando descalzas o con chancletas, las artesanías callejeras producidas por los propios vendedores, el puesto de mangos verdes con limón de la esquina —ya casi vuelvo a comprarme una bolsa—. En los 12 minutos que tengo de estar aquí, no me dejo de sorprender, es completamente diferente a Roatán, podría decir que es el hermano hippie y absolutamente de todo mi gusto.

Vista desde la entrada

Llego a la entrada del centro de buceo, un pasillo largo me recibe, con cada paso que doy, me enamoro más y más del lugar. Al final del pasillo hay un área de mesas y de vista panorámica, el mar, el muelle y el bote de buceo —aquí me puedo quedar viviendo.

Por fin conozco en persona al famoso Josh!!! nuestras conversaciones han sido sólo por email y wassap, ¡qué tipo tan carismático, alegre, chistoso, amable, optimista y entusiasta! me asigna la habitación número 11, queda en el segundo piso con vista al mar —no puedo estar más fascinada— la habitación compartida tiene un camarote + una cama individual. Las partes superiores del camarote nunca me han gustado, la facilidad de caerme es innata, así que escojo la cama individual .

Habitación 11, puerta en la esquina superior derecha de la pantalla

Mientras acomodo mis cosas en mi nuevo hogar temporal por los próximos tres días, entra mi roommate. Un holandés, me saluda, se presenta y lo segundo que me dice es: ¨espero que no ronques¨ —cara de asombro 😳. —espero que tampoco ronques. —respondí— valla… que holandeses tan directos, hablamos por 10 minutos y es como si nos conociéramos de siempre.

Hoy no hay buceo nocturno por lo que mañana a las 6:30 am será la primera inmersión de la isla, aprovecho el resto del día para conocer las instalaciones, los instructores, dejar listo el equipo de buceo, localizar puntos estratégicos de: venta de comida, agua y demás artículos de primera necesidad.

Al final del día, un buen baño y a dormir con el sonido de las olas del mar de fondo…

¡Qué mejor manera de comenzar en la isla 🤩!

Monruial

Categories: América

Tagged as: , ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.